Aunque en muchas ocasiones no pensamos cual es la diferencia entre un entierro y la cremación, en Funeraria La Luz del Cielo te explicamos los diferentes procesos en un funeral de forma sencilla y especialmente para que elijas adecuadamente el descanso de un ser querido.

FUNERAL: Esto significa la oficialización de una ceremonia funeraria que consiste en honrar a los muertos para dar el último adiós en la tierra al ser fallecido y aunque suele ser diferente dependiendo la religión o clase socio cultural es muy común en la gran mayoría, son celebradas de formas diferentes, por ejemplo, mediante un baile o momificación e incluso una ceremonia de cuerpo presente.

ENTIERRO: Es un ritual para dar sepultura, consiste en poner dentro del suelo el cuerpo del difunto para su descanso eterno, tanto en un tanatorio o cementerio, iglesia e incluso residencia particular. Regularmente el cuerpo descansa con objetos muy significativos en un ataúd o féretro perfectamente sellado para después ser enterrado bajo la tierra y sobre esto una lápida en la que se escribe nombre fechas de nacimiento y deceso junto a una frase dedicatoria, aunque también existen nichos familiares en donde el entierro no es bajo tierra.

CREMACIÓN: Es otro tipo de ritual en el que el cuerpo del difunto es quemado hasta la obtención de cenizas, es realizado en salas especializadas y debidamente habilitadas dentro de los múltiples servicios que ofrece una empresa funeraria, se debe contar con el horno crematorio profesional donde se introduce el cadáver, para combustionar el cuerpo, vaporizarlo y oxidarlo, una vez que se tienen las cenizas, son entregadas a los familiares en urnas.

Ahora que conoces la diferencia entre funeral, entierro y cremación, puedes solicitar el servicio que mejor se adapte a tus necesidades.